ALER Satelital

Argentina y Honduras: resistencia y construcción colectiva de políticas educativas

20 de Agosto de 2019

La actuación de los foros nacionales que forman parte en la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE), para garantizar una educación pública y gratuita, de calidad e inclusiva en sus países, se enfoca en diferentes estrategias: movilización, participación en espacios internacionales e incidencia en las políticas públicas educativas, entre otras. 

Publicación reúne estos y otros relatos de lucha

Las dos experiencias mencionadas fueron publicadas en el documento “La Incidencia Política de la Sociedad Civil por el Derecho Humano a la Educación: relatos y aprendizajes desde América Latina y el Caribe”. Resultado de un esfuerzo permanente de la CLADE en registrar y darle visibilidad al recorrido de sus miembros, la publicación presenta casos de incidencia, comunicación, investigación, articulación interinstitucional y movilización en 10 países de América Latina y el Caribe, así como 3 experiencias de ámbito regional, impulsadas por la CLADE y 2 redes regionales que son miembros de la Campaña: 

> Para leer más sobre estas experiencias y otras iniciativas, descarga la publicación completa 

 

La Campaña Argentina por el Derecho a la Educación (CADE) y el Foro Dakar Honduras (FDH) son dos ejemplos de foros latinoamericanos que han trabajado para influenciar las políticas públicas educativas en sus países, desde distintos contextos y estrategias de lucha. 

En el caso de la CADE, se impulsó la resistencia a las políticas neoliberales del actual gobierno argentino, desde la publicación del informe “El derecho a la educación en Argentina: ¿Hacia dónde van las políticas educativas actuales?”, cuyas análisis y reflexiones críticas contribuyeron a poner los desafíos de la educación nacional, en la agenda y el debate públicos. A su vez, el FDH actuó para ampliar los espacios de diálogo con el gobierno, con el objetivo de elaborar un plan sectorial para la educación nacional, de manera participativa e inclusiva de las voces de las y los integrantes de las comunidades educativas del país. Ambos los ejemplos lograron alcanzar importantes logros, y a la vez generaron valiosos aprendizajes para las personas que impulsaron las acciones. A continuación, conoce más sobre cada una de estas experiencias.

Argentina: ¿Hacia dónde van las políticas educativas actuales

Campaña Argentina por el Derecho a la Educación presente en una de las manifestaciones sobre educación en el país. Foto: Cade

Desde fines del 2015, con el inicio del gobierno de Mauricio Macri, la población argentina ha sufrido impactos negativos sobre sus condiciones de vida: el aumento de la concentración de renta, del desempleo (que pasó del 7,6% en diciembre de 2016 al 8,3% a fines de 2017) y de la pobreza (impactando el 30% de la población). Esta situación, sumada a la pérdida del poder adquisitivo de los sectores más vulnerables y la existencia de una tasa de inflación anual del 23,5%, agravó el contexto nacional, afectando las trayectorias educativas de las niñas, los niños y adolescentes.

Con la publicación de informes oficiales e indicadores para justificar sus reformas presupuestarias, el gobierno generó un “sentido común” en la población de que la superación de la crisis financiera sólo podría darse a partir de la austeridad y de la reducción y congelamiento del gasto público en educación y otras políticas sociales. 

Con miras a contrarrestar la perspectiva defendida por el gobierno, la CADE elaboró, en julio del 2017, en alianza con la academia y sindicatos docentes, el informe “El derecho a la educación en Argentina: ¿Hacia dónde van las políticas educativas actuales?”

El documento analiza, entre otros temas: la educación de los pueblos originarios y las escuelas interculturales y bilingües; la educación en zonas rurales; el financiamiento de la educación; y la participación de la sociedad civil y comunidades educativas en el debate y definición de las políticas. Demuestra que los fondos públicos asignados a la educación como parte del presupuesto nacional del 2017 representaron una pérdida de participación del 13% respecto al presupuesto del 2016. Eso significó una desvalorización del sueldo de las y los docentes, que se quedó el 16% abajo de la inflación el 2017.

Además, se identificó un recorte de recursos para programas socioeducativos, infraestructura escolar, actividades culturales e informatización de centros educativos, mientras que el gobierno pasó a gastar más con el pago de la deuda pública que con la educación. 

Concluido el informe, la CADE identificó la necesidad de darle inicio a la producción de un segundo documento, en el que se plantearon propuestas para responder a los retos y retrocesos apuntados en el primer análisis. Así, en mayo de 2018, la Campaña hizo públicos sus “Aportes a las Políticas Públicas Educativas”. El documento presenta recomendaciones a las distintas jurisdicciones de Argentina, como garantes del derecho a la educación, respecto a los siguientes temas: financiamiento educativo; atención y educación en la primera infancia; transformación de la escuela secundaria; educación de personas adultas; educación y trabajo; educación en contextos de privación de libertad; formación y carrera docente; sistemas de evaluación educativa; derechos de niños, niñas y jóvenes; espacios socioeducativos y educación digital.

“En este momento, realmente la educación y en general todas las luchas por los derechos, están en pelea por defender aquellas cosas que se consiguieron en muchos años y que ahora están en riesgo. Quizás una de las características más fuertes en nuestro tiempo es la intencionalidad que tienen algunos sectores de avanzar sobre los derechos conseguidos y plantear la anulación de los mismos. Es por eso que organizaciones como la Campaña Argentina por el Derecho a la Educación tienen que pelear todos los días por defender estos derechos. Nos gustaría estar luchando por ampliar nuevos derechos, que también necesitamos urgentemente, pero la verdad es que tenemos que concentrarnos en estos tiempos, en defender los derechos conseguidos”, afirmó Alberto Croce, secretario nacional de la CADE. 

A continuación, mira el video con el testimonio de Alberto Croce sobre el derecho a la educación el Argentina:


Honduras: construcción participativa de Plan Estratégico de Educación

Debate para elaboración del Plan Estratégico del Sector Educación. Foto: Foro Dakar Honduras

Las protestas y paros docentes por aumento y pago de salarios retrasados, y el incumplimiento de los acuerdos por parte del gobierno de Honduras resultaron, en el 2017, en la fuerte represión y criminalización de la protesta social, y en la aprobación de una ley antiterrorismo, que criminaliza a participantes de manifestaciones sociales en el país.

En este contexto y para ampliar su participación en los espacios de diálogo con el gobierno, el Foro Dakar Honduras decide, en el 2016, además de seguir siendo parte del Consejo Nacional de Educación, participar en la elaboración del Plan Estratégico del Sector Educación (PESE) 2017- 2030, que contó con el apoyo técnico y financiero de la Alianza Mundial por la Educación (AME). 

En el marco del debate y definición del nuevo Plan Estratégico, el Grupo Local de Educación (GLE) fue retomado y reestructurado, y el Foro Dakar Honduras, para colaborar en la formulación del PESE, incidió para participar en las reuniones del GLE.

“El Foro solicitó ser invitado al GLE para que su incidencia estuviera reflejada en las políticas educativas, pero prefirió no ingresar con el estatus de miembro para mantener su autonomía política, porque podría ser que se aprobaran puntos contrarios a los posicionamientos del Foro, como la privatización de la educación”, comenta Aminta Herrera, coordinadora del Foro Dakar Honduras.

Para calificar su participación en el GLE, representando adecuadamente la voz de las comunidades educativas y de los grupos más marginados, además de recabar los aportes de sus miembros presentes en ocho regiones del país, entre ellos organizaciones indígenas, afro-hondureñas, feministas y de personas con discapacidad, el Foro impulsó talleres con estudiantes, madres y padres de familia, maestras y maestros, así como gremios magisteriales, particularmente el Colegio de Pedagogas/os.

A partir de ese proceso, algunos planteamientos presentados por la sociedad civil han sido incorporados en el PESE, abordando temas como: formación y contratación docente; promoción de la educación intercultural bilingüe; y determinación de que la educación sea pública y gratuita. Sin embargo, el enfoque de la gratuidad en el Plan se limita a la matrícula y mensualidades, sin contemplar la adquisición de materiales didácticos, el transporte y la alimentación.

Como resultado de la participación del Foro, el PESE 2017-2030 se concluyó de manera participativa, y su contenido fue aprobado por el Gobierno para el periodo 2018-2021.

A continuación, mira el video con el testimonio de Aminta Navarro sobre el derecho a la educación el Honduras:


Foto: Alvaro Herraiz San Martín

Día Mundial Humanitario: la importancia de las defensoras y defensores del derecho a la educación

19 de Agosto de 2019

Para recordar la fecha y la labor relevante de activistas, voluntarias y voluntarios, defensoras y defensores de los derechos humanos y quienes trabajan en la ayuda humanitaria, la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE), en alianza con la Campaña Mundial por la Educación (CME), presenta dos artículos elaborados por sus miembros en Brasil y Chile.

En los textos, se aborda la lucha de profesionales de la educación, docentes, activistas y estudiantes, para defender el derecho humano a la educación, y se comentan los riesgos y amenazas a que estas personas se enfrentan hoy, ante escenarios de cierre para la participación social, censura, criminalización y persecución de la protesta social y de comunidades educativas. (más…)


Foto: Luis Fernando Arellano

Jóvenes de América Latina y el Caribe transformando la educación

12 de Agosto de 2019

El 1999, la Asamblea General de las Naciones Unidas designó el 12 de agosto como el Día Internacional de la Juventud, una celebración anual que busca promover el papel de las y los jóvenes en los procesos de cambio, así como generar conciencia sobre los desafíos y contextos a los que las juventudes se enfrentan. (más…)


Escuela Ayllu-Warisata. Foto: Carlos Salazar

Día Internacional de los Pueblos Indígenas: CLADE celebra la restauración de Escuela Ayllu de Warisata

10 de Agosto de 2019

En el marco del Día Internacional de los Pueblos Indígenas (9 de agosto), celebramos una importante noticia: el 31 de julio, el gobierno de Bolivia hizo la entrega oficial de la Escuela Ayllu de Warisata restaurada.

Vigente inicialmente por un corto período, de 1931 a 1940, la Escuela Ayllu de Warisata se ha considerado una de las experiencias educativas más significativas de América Latina y el Caribe, por transmitir los principios de libertad, solidaridad, reciprocidad, revalorización de la identidad cultural y producción comunal sustentable en armonía con la madre tierra. La escuela, reconocida como monumento y patrimonio nacional, fue refundada y sigue viva, así como los ideales que llevaron a su creación. (más…)


Foto: OMEP

En 71ª Asamblea y Conferencia Internacional de la OMEP, la argentina Mercedes Lassalle fue electa presidenta mundial

1 de Agosto de 2019

Entre los días 22 y 26 de julio pasado se realizó en la Ciudad de Panamá la 71ª Asamblea y Conferencia Internacional de la Organización Mundial para la Educación Preescolar (OMEP), bajo el lema “Identidades y Culturas en la Educación de la Primera Infancia”.

El evento contó con la presencia de profesionales y activistas de 37 países de los 5 continentes, entre ellos 13 países de América Latina y el Caribe.

Durante la Asamblea Mundial, que tuvo lugar los días 22 y 23 de julio, se renovaron autoridades del Comité Ejecutivo Mundial de la OMEP, por lo que la Presidencia Mundial estará a cargo, a partir del 1º de enero de 2020, de la pedagoga argentina Mercedes Mayol Lassalle; mientras que la Vicepresidencia Regional para América Latina será ejercida por la profesora chilena Desirée López de Maturana.

En la Asamblea, se aprobó por unanimidad la Declaración Mundial “¡Renueva Tus Compromisos! Treinta Años después de la adopción de la Convención sobre los Derechos del Niño (CDN). La declaración apunta hacia desafíos importantes para la realización del derecho a la educación y al cuidado en la primera infancia en todo el mundo, como las diferentes formas de discriminación, la pobreza, las desigualdades, y contextos de migración, conflictos armados, desastres y crisis relacionadas a los cambios climáticos.

Foto: OMEP

Señala, así mismo, que – de acuerdo con la CDN – todas las niñas y niños tienen derecho a jugar, a la salud, a la educación y la atención. Además, que la educación depende de buena formación y respeto a las educadoras y educadores que actúan en esta etapa educativa, y que las niñas y niños tienen derecho a expresarse sobre los asuntos concernientes a ellos, siendo ciudadanas y ciudadanos con derecho a participar en el desarrollo de nuestras sociedades y por un futuro sostenible, como establecen los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

“La educación es un derecho humano fundamental de toda persona, y la base para la realización de todos los demás ODS y derechos. Ahora es el momento de que los Estados Parte renueven sus compromisos, redoblen sus esfuerzos y adopten todas las medidas posibles para cumplir los derechos de todos los niños y niñas, especialmente para los más vulnerables y los niños en riesgo. Hacemos un llamamiento a todos los gobiernos para que asuman medidas inmediatas para garantizar a los/as niños/as una vida segura y que cada uno/a se desarrolle al máximo, sin dejar a nadie atrás”, afirma la declaración.

Asimismo, en el primer día de la Asamblea (22 de julio), se presentó el estudio El derecho a la educación y al cuidado en la primera infancia. Perspectivas desde América Latina y el Caribe, una iniciativa de la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE) y la Organización Mundial para la Educación Preescolar (OMEP) – Vicepresidencia Regional para América Latina, con el apoyo de la Fundación Educación y Cooperación EDUCO.

Lee+ Comenzó hoy la 71° Asamblea Mundial y Conferencia Internacional de la Organización Mundial para la Educación Preescolar 

A lo largo de los tres días de la Conferencia Mundial (del 24 al 26 de julio), se reflexionó sobre la diversidad de las identidades presentes en la atención y educación de la primera infancia, y sobre las culturas en las cuales el desarrollo se hace posible. Tratar la diversidad y pluralidad en las formas de ser niño/a, de cada familia y de cada educadora o educador, significó reconocer variados modos de educar, vivir y desarrollarse, dándole gran importancia a la educación desde el nacimiento en todos los ámbitos donde vive y crece la infancia. Para ello, se ofrecieron 14 conferencias centrales, 11 simposios con más de 40 especialistas internacionales, más de 70 presentaciones individuales y 40 posters que cubrieron el tema desde la perspectiva de todas las regiones y continentes del mundo.

La CLADE participó tanto en la Asamblea como en el Congreso Internacional de la OMEP. En este marco, se realizó una reunión entre la coordinación de desarrollo institucional de la CLADE, presente en el evento, y miembros de la OMEP de América Latina y el Caribe que también participaban en el encuentro. En esta reunión, se discutió sobre maneras de estrechar relaciones entre miembros de CLADE y OMEP Latinoamérica, con el objetivo de fortalecer los procesos de incidencia comunes y ampliar el intercambio de informaciones y conocimientos, entre las dos redes.


Foto: Resalde

Experiencias de lucha por el financiamiento adecuado para una educación de calidad

26 de Julio de 2019

El documento “La incidencia política por el derecho humano a la educación: relatos y aprendizajes desde América Latina y el Caribe”, presenta experiencias de activistas en la defensa de diferentes aspectos del derecho humano a la educación. Entre ellos, se destaca la temática del financiamiento educativo, la cual se enfocó en las acciones llevadas a cabo por la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE) en ámbito regional, así como por sus miembros en El Salvador y Haití, respectivamente: Red Salvadoreña por el Derecho a la Educación (RESALDE) y Reagrupación Educación para Todos y Todas (REPT).  (más…)


Rodrigo Morales Corrales

5 actividades para que niños, niñas, adolescentes y jóvenes sigan aprendiendo en las vacaciones

24 de Julio de 2019

Julio es un mes de vacaciones para la mayoría de estudiantes de América Latina y el Caribe. Como los procesos educativos se dan más allá de los muros de la escuela – en las calles, en contacto con las artes, a través de la cultura y los medios de comunicación, entre otros espacios y maneras-, la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE) sugiere 5 actividades que se pueden realizar para seguir aprendiendo durante el receso escolar. 

Tomaz Silva/Agência Brasil

1. Visitas a museos

Los museos son siempre un destino turístico popular. En algunas ciudades y localidades, hay museos que los niños y niñas pueden conocer. En ellos, es posible encontrar información sobre temas de su interés (por ejemplo, ciencias naturales, historia, geografía y cultura) y ponerse en contacto con diferentes expresiones artísticas. 

 

Miguel Romero/Presidencia de la República

2. Lecturas

Durante las vacaciones, los niños, niñas, adolescentes y jóvenes también pueden desarrollar su hábito de lectura, en contacto con libros de su preferencia y que no se incluyan entre las obras obligatorias de los programas escolares. Así la lectura debe convertirse en un placer, no una obligación. El mundo editorial ofrece diversos tipos de lectura, desde libros de historietas, como Mafalda, hasta clásicos de la literatura mundial, como las histórias, cuentos y poesías escritos por Gabriel García Marquez, Jorge Amado, Jorge Luis Borges, Gabriela Mistral, Conceição Evaristo, etc. 

 

3. Paseos al aire libre

No hay nada mejor que un paseo para poder observar diferentes tipos de plantas y aves, colectar frutos o armar artesanias con elementos de la naturaleza. Organice un paseo a algún parque en la ciudad o lugar más agreste. Planifique con niños, niñas, adolescentes y jóvenes el paseo, elaborando una lista de libros a consultar que los entusiasmen para observar la naturaleza. Por ejemplo, libros sobre pájaros o insectos. También pueden llevar un cuento, leerlo juntos y luego hacer collages sobre el cuento, utilizando hojas y ramas.

4.Círculos de diálogo y arte

Organicen eventos al aire libre o en la propia casa para que las niñas y niños compartan cuentos e historias. Invítelos a compartir historias de cuando eran más pequeños/as. También pueden contar leyendas o anécdotas de la comunidad, del país o de l

a família. Proponga que los mayores lean a los más chiquitos. Además, pueden compartir expresiones artísticas, como danza, presentación de títeres, lectura de poesías, etc.

 

5. Escrita

Por fin, niños, niñas, adolescentes y jóvenes pueden practicar su escrita, registrando todas las experiencias de las vacaciones. Para ello, pueden comprar un cuaderno/diario, o elaborar uno que sea artesanal en casa. La idea es que, mientras practican la escritura, puedan retomar  las mejores vivencias de las vacaciones. Se puede acompañar los relatos de fotografías y otros pequeños recuerdos (una flor seca, huellas digitales impresas en pintura para manos, etc.).


Comenzó hoy la 71° Asamblea Mundial y Conferencia Internacional de la Organización Mundial para la Educación Preescolar

22 de Julio de 2019

Con el tema “Identidades y Culturas en la Educación de la Primera Infancia”, se realiza del 22 al 26 de julio, en Panamá, la 71° Asamblea Mundial y Conferencia Internacional de la Organización Mundial para la Educación Preescolar (OMEP).   (más…)


Foto: CLADE

Debate en la ONU enfatiza el rol clave de la educación para alcanzar el desarrollo sostenible

20 de Julio de 2019

El 9 de julio, tuvo lugar en el marco del Foro Político de Alto Nivel de la ONU la revisión del Objetivo de Desarrollo Sostenible de número 4 (ODS 4), referido a la educación, en Naciones Unidas. El Foro se realizó del 9 al 18 de julio en Nueva York, EUA.

El debate sobre el ODS 4 del martes pasado tuvo la duración de tres horas, en las cuales se compartieron desafíos, logros y estrategias para la realización del derecho a la educación, desde la perspectiva de representantes de 31 Estados de todo el mundo (de América Latina y el Caribe, hablaron gobiernos de Argentina y México), así como de diferentes sectores de la sociedad civil: además de Madeleine Zúñiga, como representante del Grupo de Educación y Academia, hablaron representantes de los Grupos Mayores de Lesbianas Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (LGBTI); personas con discapacidad; niñas, niños y jóvenes; y poblaciones indígenas.

“La diversidad de representantes de sociedad civil e intervenciones enfatizó una perspectiva intersectorial de la educación, y además destacó el rol y relevancia fundamental del ODS 4 para alcanzar todos los objetivos de desarrollo sostenible, lo que representa un avance importante respecto a los debates sobre la Agenda 2030 que tuvieron lugar en Naciones Unidas en años anteriores”, afirmó Camilla Croso, coordinadora general de la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE), que acompañó el evento.

Participaron también Susan Hopgood, presidenta de la Internacional de la Educación (IE), representando a los sindicatos de docentes, trabajadoras y trabajadores de educación de todo el mundo; Stefania Giannini de UNESCO; y Madeleine Zúñiga, vicepresidenta de la Campaña Mundial por la Educación (CME) y coordinadora de la Campaña Peruana por el Derecho a la Educación (CPDE), en representación al Grupo de Educación y Academia; al lado de otras/os representantes de sociedad civil, academia y gobiernos invitadas/os.

En su intervención, Stefania Giannini, destacó que es necesario un cambio de paradigma en la educación para que se puedan cumplir los ODS. “Urge un compromiso con la educación inclusiva, desde la primera infancia hasta la universidad; y también con la integración de la perspectiva de los ODS a la educación: una educación para el desarrollo sostenible y la ciudadanía global, para el pensamiento crítico y el sentido de respeto y dignidad humana”, afirmó.

A su vez, Susan Hopgood apuntó desafíos para la profesión docente, como condiciones y contratos de trabajo precarios; agobio y sobrecarga laboral y violaciones de derechos del magisterio. “La educación pública permanece sin financiamiento y los sistemas son cada vez más privatizados. Sin considerar la educación como derecho humano y bien público no será posible garantizar una educación inclusiva e igualitaria para todas y todos”, añadió.

En su intervención, Madeleine Zúñiga señaló que “la educación es un poderoso instrumento para transformar vidas y, por ende, transformar el mundo, pero no cualquier educación, sino aquella que es instrumento de desarrollo sostenible, justicia social, sociedades auténticamente democráticas, la ciudadanía global, la cultura de paz que el mundo entero requiere”.

Zúñiga enfatizó que una educación de calidad debe estar centrada en las personas y su dignidad, asumiendo las múltiples dimensiones de la diversidad para diseñar modelos y estrategias pertinentes a las características de las diferentes sociedades. Para ello, añadió que es fundamental garantizar el derecho a la educación a lo largo de la vida; una formación sólida al magisterio, en el marco de los derechos humanos y la atención educativa integral y mutisectorial; así como mayor y mejor inversión en la educación pública.

Lee +:
Revisión al ODS 4: “Una educación de calidad debe estar centrada en las personas y su dignidad”
Puntos que se destacaron en las intervenciones de los gobiernos

La persona representante de Finlandia señaló que en el país se consideran la educación y la cultura como valores fundamentales para la garantía de la libertad, y que la oferta de trayectorias educativas flexibles y pertinentes está en el corazón de sus políticas educativas.

La persona representante de Noruega señaló la participación del país en la cooperación internacional al desarrollo, y reafirmó su compromiso en apoyar financieramente a programas de educación de niñas y mujeres, personas en situación de conflictos, estudiantes con discapacidad, y especialmente en el fortalecimiento de los sistemas educativos públicos, con el incentivo a que se aumente el financiamiento doméstico para la educación en los países en desarrollo, desde la mejora de los sistemas tributarios como base fundamental para asegurar recursos. Añadió que el desarrollo sostenible es uno de los tópicos transversales de los currículos en el país.

El representante de Suecia destacó que el derecho a la educación posibilita que todas las personas participen activamente en los procesos democráticos y se promueva la rendición de cuentas por parte de los Estados. Señaló, asimismo, la importancia de garantizar la educación sexual integral para reducir y prevenir la violencia.

La persona representante de Bélgica, a su vez, reforzó que es necesario producir datos desagregados sobre la educación, de manera que se tenga en cuenta a las personas con menos oportunidades educativas y en situación de vulnerabilidad, por ejemplo migrantes y refugiadas, identificando sus necesidades para responderles desde las políticas públicas. Agregó que en el debate sobre calidad educativa debe considerarse la relevancia educativa, concepto que cambia entre diferentes poblaciones y culturas. “En ese sentido, la calidad educativa debe considerarse mas allá de los resultados en evaluaciones internacionales estandarizadas”, dijo.

La representante de México señaló como apuestas de su gobierno las escuelas de tiempo integral, la formación vocacional y la reducción de las tasas de deserción escolar. Mencionó como desafíos: el embarazo en la adolescencia, el abandono escolar especialmente en secundaria y la falta de participación de niñas, niños, adolescentes y jóvenes en la educación.

El representante de Argentina, a su vez, afirmó el compromiso del gobierno del país con la garantía de una educación gratuita, equitativa y de calidad en primaria y secundaria. Apuntó como desafíos: la necesidad de mejorar la calidad educativa y las persistentes desigualdades y discriminaciones en la educación. Asimismo, reconoció que es necesario mejorar la producción de datos para informar las políticas, con énfasis en la educación inclusiva; y que además se requiere mayor financiamiento educativo.

También se destacaron en los debates: la importancia de reconocer las y los estudiantes como actores fundamentales en el proceso de diseño y debate de políticas públicas; el rol de la educación en el enfrentamiento a la violencia y discriminación; el imperativo de garantizar una educación inclusiva, enfocando inversión y políticas destinadas a personas en situación de vulnerabilidad, como LGBTI, indígenas, personas con discapacidad, refugiadas, migrantes, estudiantes en situación de crisis humanitarias y conflictos, etc.; y la urgencia de mejorar la producción de datos y mecanismos de monitoreo de las políticas.

Así mismo, se subrayó la importancia de:

  • garantizar una educación relevante a lo largo de la vida, que incluya la diversidad de culturas y contextos; transformadora, para el pensamiento crítico, la mejora de la calidad de vida y la superación de la crisis ambiental;
  • asegurar igualdad de género y empoderamiento de niñas y mujeres como elementos clave de los ODS;
  • invertir en formación, valorización y desarrollo profesional de docentes;
  • integrar la perspectiva de los ODS – desarrollo sostenible – como elemento transversal en los currículos y procesos educativos;
  • movilizar más recursos de los Estados y la cooperación internacional para la educación;
  • cumplir el compromiso del ODS 4 en garantizar educación primaria y secundaria gratuita;
  • mayor voluntad política de los gobiernos y alianzas entre diferentes sectores, para el cumplimiento del derecho humano a la educación.

Foto: CLADE

Revisión de los ODS en Naciones Unidas señala la necesidad de movilizar más recursos domésticos para el desarrollo sostenible

El 15 de julio, tuvo lugar en el marco del Foro Político de Alto Nivel de la ONU, que se enfocó en revisar el ODS 4, referido a la educación, entre otros Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), una mesa de diálogos de alto nivel, con el tema “Financiando los ODS: Moviéndose de las palabras a la acción”.

“La implementación de la Agenda 2030 requiere reformular políticas públicas y sistemas financieros en los países, para garantizar inversión sostenible en los Objetivos, movilización de recursos domésticos y contención de flujos financieros ilícitos”. Este fue el mensaje central de la sesión, en la cual participaron el Ministro de Desarrollo Internacional de Noruega, Dag-Inge Ulstein, y Vera Songwe, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica de Naciones Unidas para África, entre otras personas representantes de gobiernos, fondos de inversión y bancos. Courtenay Rattray, representante permanente de Jamaica en Naciones Unidas, moderó el diálogo.

Para introducir el debate, la representante de la División de Estadísticas del Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de la ONU (UNDESA), Yongyi Min, presentó algunos datos sobre el financiamiento de la Agenda 2030. Señaló la reducción de recursos de la cooperación internacional para el desarrollo en los últimos tres años, y la necesidad de ampliar la inversión en la producción de datos y estadísticas sobre el cumplimiento de los ODS a nivel nacional.

En su intervención, el Ministro de Desarrollo Internacional de Noruega destacó la cooperación de su país con Nigeria, Zambia, Tanzania y otros Estados de África, para impulsar políticas de justicia tributaria y combatir los flujos financieros ilícitos y la corrupción, como forma de movilizar recursos domésticos para el cumplimiento de la Agenda 2030.

“La reducción de la pobreza y la desigualdad es el objetivo clave del desarrollo en Noruega. ¿Cómo los sistemas tributarios pueden facilitar la superación de estas problemáticas? En primer lugar, respecto a la forma como los tributos son recabados y a la composición de la base tributaria; en segundo lugar, por el efecto de la inversión pública en distintos niveles. La recaudación de impuestos podría aumentar del 3 al 5% del Producto Interno Bruto (PIB) en muchos países”, afirmó.

Señaló, asimismo, la importancia de la sociedad civil para presionar por la transparencia y la rendición de cuentas de los Estados, y exhortó a la comunidad internacional, agencias financieras y Estados por el establecimiento de alianzas multilaterales y acciones firmes en el sentido de asegurar los recursos necesarios para la realización de la Agenda 2030, invirtiendo en las personas, lugares y temas que más demanden este apoyo.

A su vez, Vera Songwe, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica de Naciones Unidas para África, destacó como un reto principal a tener en cuenta el hecho de que los países desarrollados son los que hoy más invierten en el cumplimiento de la Agenda de Desarrollo 2030, mientras que los países con menos ingresos están lejos de destinar los recursos suficientes. Añadió que gran parte de los recursos domésticos que se invierten en el desarrollo sostenible por los países más ricos viene de la recaudación de impuestos.

“En América Latina y el Caribe se necesita 1.5 billones de dólares, y en África se requiere 1.2 billones de dólares más para cerrar la brecha de inversiones en el desarrollo. Es donde se hace fundamental abordar la problemática de los flujos financieros ilícitos. En muchos de estos países, para cada dólar adquirido como ingreso, 2.5 dólares salen de estos Estados ilegalmente”, subrayó.

Añadió que un informe elaborado por la Comisión Económica de Naciones Unidas para África, en ámbito continental, ha demostrado que mejorando los sistemas tributarios es posible aumentar la movilización de recursos domésticos del 12 al 15%, resultando en 200 millones de dólares más en recursos que podrían invertirse en el desarrollo sostenible. Citó también datos de un informe de la Comisión Económica de Naciones Unidas para América Latina y el Caribe (CEPAL), según el cual cerca del 6.3% del Producto Interno Bruto (PIB) regional – 335 mil millones de dólares – se pierden por flujos financieros ilícitos. Señaló que se pierden de esta misma manera otros 90 mil millones de dólares en África.

“Necesitamos cooperación multilateral hacia la justicia tributaria, la mejora de la transparencia, y en el sentido de estandarizar procesos para responsabilizar las empresas a pagar lo justo en tributos, y además mejorar el intercambio de informaciones entre países, sobre los flujos financieros, de manera a ampliar la movilización de recursos domésticos y garantizar que estos se inviertan en los países donde son generados”, concluyó.

El financiamiento educativo y las desigualdades

En el primer día de debates sobre la revisión de los ODS en la ONU (9 de julio), Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la CEPAL, señaló que, para el cumplimiento de los ODS en América Latina y el Caribe, se destacan como principales barreras: las desigualdades sociales y las asimetrías comerciales y en el acceso a tecnologías. Para responder a estos retos, destacó que es fundamental mejorar las políticas fiscales en los países. “Estamos evaluando en alianza con Estados y partes interesadas, hasta qué puntos los ODS están siendo integrados a los planes y presupuestos nacionales, y en qué medida los modelos de desarrollo están cambiando. En nuestra región, necesitamos crecer económicamente, pero a la vez reduciendo las desigualdades por lo menos a la mitad”.

A su vez, Stephen Chacha, cofundador del Laboratorio de Datos de Tanzania, de la Fundación Filantrópica de África, señaló que, aunque se ha avanzado en África, con 21 países pasando de medios a altos niveles de desarrollo humano, persisten graves brechas de pobreza y acceso a la educación, salud y servicios económicos, con alta desigualdad, conflictos y cambios climáticos como fuertes desafíos para alcanzar el desarrollo sostenible.

“Necesitamos garantizar más inversiones para los ODS y tener el financiamiento adecuado de la educación, la salud y la protección de los grupos marginalizados. Sistemas tributarios progresivos, y el combate a la corrupción y a los flujos financieros ilícitos son elementos fundamentales para movilizar los recursos necesarios. Asimismo, se necesita transferencia técnica entre los países”, afirmó.

En la apertura del debate, Lucas Chancel, coordinador del Informe Global sobre Desigualdad de 2018, demostró con datos que, en el período del 1980 al 2016, se avanzó mucho en el crecimiento económico y la reducción de la pobreza, pero se retrocedió en relación a las desigualdades. “Las estadísticas muestran que las sociedades más ricas son menos capaces de invertir en la solución de los problemas del futuro y para avanzar hacia el desarrollo sostenible”, afirmó.

Añadió que uno de los desafíos para superar esta situación es la justicia tributaria. “Los tributos son una herramienta comprobada para limitar la concentración de renta. Es necesario invertir en educación, salud y medidas para enfrentar los cambios climáticos. La desigualdad extrema está en el corazón de padrones de desarrollo no sostenibles. Enfrentar la desigualdad extrema es clave para eliminar la pobreza, y para ello necesitamos poner fin a la opacidad financiera y corregir nuestro sistema tributario global”.