La Prensa

Honduras: Estudiantes son asesinadas/os tras su participación en protestas

2 de abril de 2015

Organizaciones de derechos humanos repudian crímenes y exigen justicia 

En la última semana, se han registrado casos de violencia extrema en Honduras. Tres jóvenes murieron tras ser atacados a tiros el martes 24 de marzo, en Comayagüela, distrito de Tegucigalpa, capital del país: Elvin Antonio López, 20 años, Darwin Josué Martínez, 22 años y Diana Yareli Montoya, 21 años, estudiantes de la jornada nocturna del instituto Jesús Aguilar Paz. El asesinato tuvo lugar 15 minutos después que salieron de clases, cuando se encontraban sentados platicando en una acera, a unos 100 metros de las instalaciones del colegio. A la mañana siguiente, fue encontrada muerta con señales de tortura Soad Nicolle Ham Bustillo, de 13 años, estudiante del Instituto Central Vicente Cáceres (ICVC), también de Comayagüela.

Estas/os estudiantes habían participado en recientes protestas contra la falta de materiales didácticos y de recursos en las escuelas, así como la propuesta de aumentar las horas diarias de clase en la educación secundaria. Soad fue protagonista de un video en que se dirige al presidente del país, Juan Orlando Hernández, pidiéndole que no modifique la duración de las jornadas escolares.

El país contempla, desde varios meses, una serie de movimientos callejeros y manifestaciones estudiantiles en contra de las políticas educativas vigentes. Las y los estudiantes sostienen que, con la prolongación del horario de clases, jóvenes que frecuentan la jornada de la tarde saldrán de noche de los colegios, exponiéndose a situaciones de violencia. Estas protestas, que son parte de la libre expresión en las sociedades democráticas, vienen siendo violentamente reprimidas por la fuerza policial.

El 31 de marzo, fueron presos por seis días para interrogatorio, tres sospechosos de la muerte de la estudiante Soad Nicolle Ham Bustillo, dos de los cuales han sido puestos en libertad por “falta de pruebas”. Sobre el otro, continúa siendo investigada su responsabilidad en el asesinato. En el caso de Diana Yareli Montoya (21 años), Darwin Josué Martínez Hernández (22 años) y Elvin García López (20 años), la policía sólo ha indicado que está investigando el caso pero no ha hecho público ningún hallazgo.

Reacción de organizaciones sociales en defensa de los derechos humanos 

Ante estos hechos, organizaciones nacionales e internacionales que defienden los derechos humanos se han manifestado públicamente repudiando tal situación de brutalidad, violencia y persecución en contra de estudiantes movilizadas/os por sus derechos en Honduras. Entre las redes que difundieron posicionamientos públicos al respecto están la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE), el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), el Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), la Campaña Boliviana por el Derecho a la Educación (CBDE) y la Campaña Mundial por la Educación (CME).

En su comunicado, la CLADE expresa preocupación por la situación de violencia y violaciones sistémicas a las que vienen siendo sometidas las y los estudiantes, docentes, comunidades educativas, defensoras y defensores de derechos humanos y el conjunto de la ciudadanía de Honduras y de otros países de América Latina y el Caribe. “La CLADE exige que se investigue, que se aplique la justicia para dar con los y las culpables, se los sancione y se reparen todas las violaciones”, afirma el pronunciamiento [conózcalo aquí].

La representante de UNICEF en Honduras, Cristian Munduate, dijo que ha pedido una investigación del Ministerio Público y que se cobren las responsabilidades del caso. Por su turno, la Campaña Mundial por la Educación, en posicionamiento público, afirmó que “cualquier Estado que permita que un niño o una niña de 13 años sea objeto de tortura y asesinato por dar su opinión política debe ser condenado sin remisión”

Noticia actualizada el 8 de marzo de 2015

Posicionamientos públicos

CLADE

COPINH

Pronunciamiento: Repudio por el asesinato de cuatro estudiantes en Tegucigalpa- Honduras

A la comunidad nacional e internacional:

La Campaña Boliviana por el Derecho a la Educación, expresa su solidaridad con el pueblo hondureño por el asesinato de cuatro estudiantes en las recientes movilizaciones, realizadas en rechazo a las políticas de reforma educativa del gobierno hondureño.

Condenamos estos hechos lamentables en contra de adolescentes y jóvenes, que en su legítimo derecho a la protesta, se les fuera arrebatada su vida.

Demandamos al Estado Plurinacional de Bolivia y a la comunidad Internacional, que se pronuncie sobre este hecho criminal, que se suma a los muchos en América Latina, de persecución y criminalización a Defensoras y Defensores del Derecho Humano a la Educación.

Nos adherimos a las organizaciones hondureñas, que exigen una investigación seria sobre estos crímenes y se castigue a los autores materiales e intelectuales. Basta de represión y asesinato a jóvenes estudiantes que se movilizan por su Derecho a la Educación, no seamos cómplices de seguir engrosando las listas de impunidad en nuestra región.

¡¡POR EL DERECHO A LA EDUCACIÓN DE TODOS Y TODAS!!

Campaña Boliviana por el Derecho a la Educación, 27 de Marzo del 2015.

Noticias relacionadas

“Investigación” policial: farsa sobre farsa

El pueblo exige justicia por estudiantes asesinados en Honduras

A cuatro sube número de estudiantes ejecutados en Honduras

Tres estudiantes de secundaria ejecutados en menos de 12 horas

Alumnos de secundaria realizan protesta en la UNAH

Estrangulada encuentran a alumna del Vicente Cáceres

Estrangulada y en un saco de nailon aparece una estudiante del Central

En tiroteo en colonia capitalina mueren dos estudiantes