Camilla Croso

CLADE entra en su segunda sesión de la formación sobre perspectiva de igualdad de género para sus miembros

24 de septiembre de 2021

Por: Ana Raquel Fuentes y Laura Giannecchini

Este segundo módulo busca reconocer, bajo un lente crítico y feminista, los condicionamientos sociales y culturales presentes en situaciones de discriminación contra las mujeres, niñas, y adolescentes.

El 17 de septiembre, la Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE) continuó con su nuevo proceso de formación virtual, enfocado en la transversalización de la perspectiva de igualdad de género en su que hacer y acción política. En alianza con la Red de Educación Popular Entre Mujeres de Latinoamérica y el Caribe, REPEM (REPEM LAC) y el Comité de América Latina y el Caribe para la Defensa de los Derechos de las Mujeres (CLADEM), la formación tiene como objetivo fortalecer esta dimensión en la planificación, gestión, acciones de incidencia y en la práctica diaria de la red CLADE. 

Segunda sesión de la formación sobre perspectiva de igualdad de género

En esta segunda sesión, los participantes reflexionaron sobre los condicionamientos sociales y culturales presentes en situaciones de discriminación, marginación y violencia contra las mujeres, niñas y adolescentes. Utilizando una perspectiva feminista, se reflexionó colectivamente sobre las diferencias entre los conceptos de sexo y género, con la finalidad de entender cómo ocurren las desigualdades sociales y culturales entre hombres y mujeres, así como sus consecuencias. 

Bajo la guía de la Mtra. Citlalli Santoyo, perteneciente a CLADEM, las y los participantes, pudieron compreender que el concepto de sexo se vincula a las diferencias biológicas entre hombres y mujeres, mientras el de género está relacionado con las representaciones, atributos socialmente asignados, valores y significados asignados a las personas, según su sexo biológico. Citlali explicó que el género es una categoría emergente, que busca iluminar elementos históricamente invisibilizados, como la construcción social de los papeles atribuidos a hombres y mujeres en las sociedades, lo que en el sistema patriarcal favoreció la diseminación de estereotipos, discriminaciones, asimetrías de poder, etc.

En seguida, las y los participantes fueron invitados a ponerse las “gafas de género”. Es decir, mantener una postura crítica sobre la forma cómo los estereotipos de género se reflejan en nuestro entorno y moldean nuestras perspectivas. Así, reflexionaron sobre las expectativas que tenían las generaciones pasadas sobre el hombre o la mujer “ideales”, analizando en qué medidas estas concepciones se mantienen en las sociedades actuales. 

La sesión de formación sobre perspectiva de igualdad de génerose caracterizó por su alta involucración de las(os) participantes, ya que, de manera grupal, desarrollaron un análisis de materiales escolares, desde una perspectiva de género. Cada equipo utilizó indicadores para identificar si los textos presentados perpetuaban o transformaban roles y estereotipos de género, el tipo de lenguaje (inclusiva/ no inclusiva), la presencia de sesgos sexistas, y el uso de información descontextualizada. Este ejercicio reveló una yuxtaposición de ideas y situaciones, evidenciando un intento por crear inclusividad y romper estereotipos en los textos escolares, pero que está coyugado con la presencia de elementos intrínsecos a un sistema patriarcal, donde al hombre se atribuye el rol protagónico de la producción y de la permanencia en la arena pública, y de la mujer se espera que ella se dedique a la vida privada y a la reproducción social.  

Entérate

Para conocer más sobre cómo se reproducen los estereotipos de género y cómo podemos fortalecer nuestras gafas de género y así poder promover la justicia e igualdad de género, puedes ver los siguientes materiales: 


Contenido relacionado