Archivo CLADE

Arrancan las actividades del festival audiovisual “¡Luces, Cámara y Educación!” en La Paz

7 de Diciembre de 2017

Muestras de películas, ruedas de diálogo y música marcaron el primer día de actividades de este evento, que tiene como objetivo sensibilizar a la ciudadanía sobre la necesidad de superar la violencia y discriminación por orientación sexual e identidad de género en la escuela

Se celebró hoy en la Cinemateca Boliviana el primer día del festival audiovisual “¡Luces, Cámara y Educación!”. Se inauguró el evento con las palabras de bienvenida de representantes de las organizaciones que impulsan la iniciativa – Campaña Boliviana por el Derecho a la Educación (CBDE), Campaña Latinoamericana por el Derecho a la Educación (CLADE), Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex para América Latina y el Caribe (ILGALAC) – y de Leoncio Gutiérrez, Director General de Lucha contra el Racismo del Ministerio de Culturas y Turismo del Estado Plurinacional de Bolivia.

En sus intervenciones, subrayaron el rol que juega el cine en el enfrentamiento a la discriminación: “El arte y la cultura transforman el cotidiano y las comunidades, generando un debate intergeneracional”, afirmó Roberto Baeza, representante de ILGALAC. A su vez, Camilla Croso, coordinadora general de la CLADE, señaló que la superación de las discriminaciones y la educación inclusiva son parte del derecho humano a la educación de todas las personas y resaltó la importancia de las alianzas y de la intersectorialidad en la lucha por el derecho humano a la educación de las personas LGBTI.

Croso subrayó también los tres objetivos principales del festival, que fueron: darle visibilidad a la violencia y discriminación por orientación sexual e identidad de género en la escuela; sensibilizar las personas respecto a esta problemática, invitándolas a la reflexión sobre la discriminación y la violencia y al compromiso hacia su urgente y necesaria superación; e involucrar las y los jóvenes y adolescentes en el debate sobre la temática, de manera que se escuchen sus voces al momento de buscar caminos para enfrentarla.

Leoncio Gutiérrez afirmó la importancia de la Ley 045 de Bolivia, que prohíbe todas las formas de discriminación en el país. La ley tiene base en la prevención y sanción de las discriminaciones, así como en políticas públicas para combatirlas. “Las escuelas juegan un papel fundamental en la prevención de las discriminaciones”, enfatizó, añadiendo que, desde su Ministerio, se están organizando brigadas compuestas de estudiantes, para el enfrentamiento a la discriminación en distintos centros educativos del país.

Reflexiones hacia la superación de la violencia y discriminación por orientación sexual e identidad de género en la escuela

En seguida, se realizó una muestra de cortos, con el tema “Reflexiones hacia la superación de la violencia y discriminación por orientación sexual e identidad de género en la escuela”, la cual contó con la exhibición de “Trans-formando identidades” y “Contra viento y marea”, películas premiadas en la categoría “Comunidad educativa” del festival.

Luego de la muestra, se inició un diálogo sobre la temática presentada en los videos, con las participaciones de Andrea Hernández Toro y Mildred Molina, educadoras e integrantes del equipo realizador de “Contra Viento y Marea”, de Colombia; David Daniel Moncaris, estudiante secundario y también integrante del equipo realizador de “Contra Viento y Marea”; Juan Gabriel Espitia Martelo, estudiante secundario e integrante del equipo realizador de la película “Trans-formando identidades”, de Colombia; Alejandra Planel, cineasta y educadora de Paysandú (Uruguay), y representante del Consejo Curador del festival “Luces, cámara y educación”; y Raquel Romero, cineasta y activista feminista de La Paz, Bolivia.

Andrea Hernández Toro y Mildred Molina comentaron cómo fue el proceso de producción del video “Contra viento y marea”, el cual, según sus palabras, “canalizó la energía de las y los estudiantes de Isla de Tierra Bomba – región de gran vulnerabildad social y que hoy está olvidada por el Estado – hacia la reflexión, la transformación de las relaciones y la superación de la violencia en su centro educativo”. Las maestras señalaron también la importancia del cine como herramienta pedagógica y de sensibilización, afirmando que, luego de la producción del video, las y los adolescentes que participaron en ese proceso dejaron de practicar burlas homofóbicas en la escuela, lo que confirmó el estudiante David Daniel Moncaris.

A su vez, Alejandra Planel afirmó que “una producción audiovisual requiere un gran equipo trabajando en conjunto, lo que hace que se puedan compartir distintas perspectivas sobre un mismo tema, generando así el debate”. Además, señaló que el lenguaje del audiovisual funciona como una herramienta de cambio, que es cada vez más democrática y accesible. “Hoy se hace cine con los celulares”, afirmó.

En su intervención, Juan Gabriel Espitia Martelo, estudiante secundario e integrante del equipo realizador de la película “Trans-formando identidades”, afirmó que, aunque “no se vea” el bullying por identidad de género y orientación sexual en la escuela, no significa que este problema no exista, pues muchas veces quienes lo sufren prefieren esconderlo.

“El cine es muy importante para mostrar realidades invisibles”, destacó a su vez Raquel Romero, cineasta y activista feminista.

El primer bloque temático del evento concluyó con una presentación de “batucada” del Grupo de Murga Inti Pajsi, de la ciudad de El Alto, que invitó a las y los presentes a bailar mientras dejaban la sala de cine para la pausa del almuerzo.

WhatsApp Image 2017-12-08 at 11.32.38WhatsApp Image 2017-12-08 at 11.30.51